Cuando hablamos de cuidado facial muchas veces nos olvidamos de una parte esencial, el cuello. Nuestra cara suele centralizar la mayor parte de la rutina de belleza. Pero el cuello y el escote requiere los mismos cuidados específicos: limpiar, tonificar, exfoliar, hidratar y proteger del sol.

El escote es una zona que suele revelar la edad de una persona de manera significativa. Si bien el rostro puede pafrece más terso y luminoso gracias a tratamientos de medicina estética y aparatología avanzada, el cuello, si no lo cuidamos, revelar los signos de envejecimiento sin posibilidad de disimularlo. 

La piel del cuello y escote es mucho más fina que la del rostro, por lo que es una zona mucho más vulnerable a factores que favorecen el envejecimiento prematuro.

Los principales signos de realizar un tratamiento en escote y cuello son:

  • Flacidez
  • Arrugas
  • Grasa acumulada
  • Papada

 

El envejecimiento del cuello o escote no siempre va ligada al sobrepeso. Otro factor determinante son ciertas posturas que realizamos y hacemos forzamos la zona implicada. Por ejemplo, cuando hablamos mucho por teléfono, el cuello se dobla por completo hacia abajo cada vez que miramos el móvil y con este gesto se ejerce un presión sobre la columna afectando al cuello rellenándose de grasas y toxinas.

 

TRATAMIENTOS PARA TRATAR EL ENVEJECIMIENTO DEL CUELLO Y ESCOTE 

 

  • Cremas cuello y escote
  • Ejercicios faciales
  • Tratamientos de estética en cabina
  • Tratamientos de Medicina Estética
  • Nutricosméstica

 

Si necesitas saber más acerca de tratamientos para el cuello y escote, no dudes en coger tu cita en nuestra clínica. ¡Te esperamos!